Hervir agua con una botella de plástico

15:00 0 Comentarios

Puede suceder que estemos en medio de la nada y necesitemos o tengamos ganas de tomar algo caliente y el recipiente que teníamos ya no existe, porque se rompió o lo perdimos. Cosas que pueden suceder cuando se está viajando y ni hablar si toca mal clima.
Una manera de solucionarlo es utilizando un botella plástica. Así es, llenando una botella de agua se puede meterla al fuego, directo a la llama para que caliente el agua. No se preocupen, si lo hacen bien no se debería pinchar y apagar el fuego que tanto costó prender.

¿Cómo hervir agua en una botella?

Es muy fácil, se busca una botella que esté a mano y podamos achicharrarla un poco. Se la llena de agua o la cantidad necesaria y se la pone directo a la llama del fuego. El secreto para no arruinar la botella por completo, es no permitir que la parte sin agua (dentro de la botella) quede expuesta al fuego. Lo más recomendable es llenarla por completo tratando de que no queden burbujas de aire. Se puede apoyar la botella sobre las brasas pero puede que algunas queden pegadas al plástico y se complica luego para agarrarla. Luego de un rato el agua estará lo suficientemente caliente. Presten atención o mientras tanto piensen como la van a agarrar para pasar el agua a otro recipiente, recuerden que va a estar muy caliente.

¿Porqué no se derrite la botella llena de agua?

El calor que recibe la botella es disipado por el agua que tiene adentro. El agua es uno de los líquidos con mayor capacidad de disipación de calor. Por lo tanto, al estar en contacto con el plástico de la botella este se lo trasmite al agua que de a poco se va calentando. De esta manera el plástico de la botella se mantiene a temperaturas inferiores al de fusión. Se puede decir que el agua va "enfriando" la botella de plástico.

¿Porqué hierve?

Básicamente es porque el agua y el plástico tienen diferentes temperaturas de hervor y fusión, respectivamente. Como todos sabemos el agua hierve a 100°C, en cambio el plástico se funde a más de 200°C. Cuando la botella se caliente lo suficiente como para que el agua supere los 100°C, se comenzará a producir vapor y probablemente la botella comience a hincharse. Si queda un buen rato al fuego, la presión interna de la botella aumenta hasta que se pincha por el lado más débil. Pero para ese momento el agua estará tan caliente que no se podrá ni tocar.

Puede ser que también te guste esto...

0 comentarios: